Como decorar un despacho de abogados

decorar despacho abogados

Un despacho de abogados debe transmitir desde el primer instante una imagen de confianza y seriedad. Puede decirse en cierta medida que se trata de una tarjeta de presentación, que dirá mucho del profesional que tenemos ante nosotros. De ahí que resulte muy importante acertar con nuestras decisiones a la hora de decorar el espacio.

Lo que se espera de un bufete de abogados es una imagen sobria y clásica. Sin embargo, con el tiempo también se va imponiendo un estilo más contemporáneo, con muebles que recuerdan a los de diseño italiano. Cada vez es más frecuente encontrarse despachos más ligeros y modernos, con espacios luminosos y abiertos, que huyen de alguna manera de la ostentosidad. Hay una apuesta clara por la sencillez, evitando en la medida de lo posible el exceso de ornamentos y detalles innecesarios. Ya se sabe que en ocasiones, menos es más, y esto en decoración es una máxima.

Por lo general abunda la madera, con muebles elegantes y sencillos. Lo que se pretende con esto es conseguir transmitir calma, clase y profesionalidad.

¡Artículos populares!

A la hora de decorar el despacho de abogados no debemos escatimar en nada. Pero lo mismo ocurre con otros espacios como pueden ser las salas de espera, oficinas personales o zonas de reunión. Debe haber una cierta homogeneización de estas estancias, con un estilo definido. El cliente, nada más atravesar la puerta del bufete, debe recibir esa impresión.

decorar despacho abogados

Apuesta por el estilo clásico para la decoración del despacho

En cualquier caso, la tendencia es a decorar los despachos de abogados con un estilo más tradicional, manteniéndose esa modalidad en otros negocios que ofrecen servicios jurídicos como pueden ser notarías o asesorías. Es cierto que esa imagen nos traslada en el tiempo, pero también es una manera de generar confianza.

Por lo general, en este tipo de lugares el material más usado es la madera noble maciza, sobre todo en tonalidades oscuras. Es un mobiliario muy resistente que se mantiene en perfecto estado con el paso de los años. La madera, por lo tanto, no podrá faltar en el despacho, pero tampoco en una sala de juntas o de reuniones. Consigue crear la atmósfera perfecta para que el cliente se encuentre cómodo y pueda apreciar desde el primer instante el buen hacer y la sabiduría del profesional que le atiende.

Hay que decir que el color de la madera es una decisión muy personal. Una tonalidad más oscura, como la del nogal o la caoba conseguirá crear un ambiente más serio, mientras que el color más claro como el abeto o el pino le darán un aire más moderno.

Además de la mesa, no pueden faltar las sillas. Las de oficina o de dirección están pensadas para el abogado, mientras que las confidentes son para los clientes. En cualquiera de las dos opciones es preciso que sean lo más cómodas posibles y relajantes, para que ambos se encuentren a gusto. Lo adecuado es que la estética de los dos tipos de sillas sea lo más parecida posible y con unos colores que permita conservar la coherencia en la decoración.

Recomiendan que las sillas sean tapizadas y de tonos oscuros si la apuesta es por lo tradicional. La otra opción que se plantea para aquellos que se decanten por un aire más moderno pasa por incorporar las de color blanco.

Hoy en día muchos de los documentos ya se pueden almacenar en ordenadores y discos extraíbles, pero también resulta muy frecuente trabajar con papel y todo tipo de documentos. Todo buen abogado debe contar con unas estanterías para el almacenaje de sus libros y archivadores. Eso le otorga, en cierta medida, un cierto nivel de sabiduría.

decorar despacho abogados

Los elementos personales para la decoración del bufete

A la hora de decorar siempre es necesario que haya un cierto equilibrio. Y esto puede trasladarse también a un despacho de abogados. Hay que conseguir una cierta armonía entre los detalles personales y los profesionales.

Los objetos personales deben ser mínimos. Con una foto familiar enmarcada encima de la mesa sería suficiente. La posibilidad de colocar diplomas, orlas y certificaciones en la pared es una decisión personal de cada uno, pero siempre consigue dotar a la estancia de un mayor profesionalismo.

Tampoco deben faltar los cuadros artísticos en las paredes para que no queden demasiado vacías. Eso sí, deben ir en consonancia con el estilo del espacio.

Lo que no puede faltar en la sala de espera

La sala de espera será uno de los primeros espacios en los que permanezca el cliente. Debe tener una decoración cálida y transmitir relajación. No hay que pasar por alto que en ocasiones tampoco resulta nada sencillo visitar un bufete de abogados. Una de las propuestas más interesantes pasa por colocar un sofá tipo chester. Suele ser un mobiliario de tapizado capitoné, que tiene la particularidad de que usa el botón para fijar la piel o la tela al panel sobre el que se sujeta. Puede ser de cuero, piel o terciopelo.

Otros artículos

¿NECESITAS UN CAMBIO O TIENES UN NUEVO PROYECTO?

Te proponemos un proyecto a medida, con todo lo que necesitas y con los mejores materiales.

Contacta con nosotros y te prepararemos un presupuesto a medida

    He leído y acepto el Aviso legal

    ¿NECESITAS UN CAMBIO O TIENES UN NUEVO PROYECTO?

    Te proponemos un proyecto a medida, con todo lo que necesitas y con los mejores materiales.

    Contacta con nosotros y te prepararemos un presupuesto a medida

      He leído y acepto el Aviso legal